Home»SB Energy»Micro centros de datos ahorro económico

Micro centros de datos ahorro económico

Figuran como una manera más rápida, fácil y rentable de crear e implantar en la periferia de la red y del Internet de las Cosas. Diseñados para permitir que el cliente, partner o integrador preinstale el equipo de Tecnología de la Información ofrecen una infraestructura física del centro de datos completa y software de gestión en un único armario autónomo y seguro

Por Redacción, con información e imágenes de Schneider Electric

Los movimientos de gran escala en los centros de datos no se producen rápidamente, pero cuando suceden su impacto es enorme. Por ejemplo, el procesamiento de datos pasó de llevarse a cabo en instalaciones remotas (grandes sistemas) a realizarse en instalaciones locales y ahora de vuelta en instalaciones remotas (servicios en la nube y establecimientos de hospedaje de equipos).

Este nuevo movimiento es el de los micro centros de datos, una opción sensata, ya que ofrece un sólido rendimiento. Un importante valor relacionado con ellos es que, en las condiciones adecuadas, pueden generar ahorros de costos del 50 por ciento respecto de la construcción de un data center dedicado, así lo da a conocer Schneider Electric. Esto es posible aprovechando los sistemas de potencia y enfriamiento existentes en la capa de infraestructura: generador, tablero de transferencia, plantas de agua helada, etcétera.

Por esto, los sistemas instalados en la capa de infraestructura suelen tener una capacidad excedente que se puede aprovechar. Por ejemplo, la infraestructura física de un centro de datos de nivel 1 de 1 MW cuesta aproximadamente un millón de dólares, según cifras compartidas por la firma multinacional, mientras que un micro centro de datos de 5 kW cuesta aproximadamente 50 mil dólares. Este número abarca una solución de infraestructura física completa y segura de un rack con gabinete, UPS, PDU, monitoreo ambiental y gestión.

Con los avances en materia informática, lo que antes requería entre cinco y diez racks de equipos informáticos ahora cabe en uno o dos racks. Además, por lo general, es posible manejar la entrada de energía y la salida de calor con los tableros de disyuntores y el sistema de enfriamiento de confort del edificio.

“En el futuro, a medida que crezca la necesidad de capacidad, bastará con agregar otro micro centro de datos. Esto se debe a que los modelos pueden escalarse según se requiera, además de que el mantenimiento se programa fácilmente y una falla no deja inactiva toda la infraestructura del data center”, de acuerdo con la información de la compañía francesa.

Por esto, en las circunstancias adecuadas como costos irrecuperables, capacidad disponible en el establecimiento y capacidad de implementar aplicaciones en pocos racks, los micro centros de datos son alternativas atractivas en cuanto a reducción de costos comparadas con la construcción de un nuevo centro de datos, y ayudan a mejorar los resultados económicos.

Y, ¿qué está sucediendo en el mercado con esas soluciones innovadoras? Los micro centros de datos aún se encuentran en fase de adopción temprana, donde el potencial del mercado es incalculable. Incluso, como detalla la información difundida por Schneider Electric, es muy probable que ya estemos haciendo uso de ello sin siquiera saberlo.

La demanda de procesamiento de datos en tiempo real (o casi real) en entornos como fábricas automatizadas (robots), automatización industrial (grúas) y el mercado de acciones y bonos, por ejemplo, requieren las capacidades que proporcionan los micro data centers.

Así, la gran cantidad de datos requeridos en industrias tales como la exploración y perforación de petróleo y gas, la construcción y la minería, también exigen que el procesamiento se realice en sitio y, por lo tanto, no pasan por otros centros de latencia creciente. Es posible que otros sitios no tengan este Big Data, pero los micro centros de datos ofrecen ventajas mediante la implementación rápida de la estandarización, la facilidad de administración, la resolución de problemas y la seguridad, sin mencionar la rentabilidad.

Pero en el horizonte el uso que se ve con el mayor potencial es una red masiva distribuida de micro centros de datos integrados para formar una red de distribución de contenido. Este procesamiento el extremo de la red apoyará el Internet de las Cosas (IoT) comercial, que incluye la categoría emergente de dispositivos portátiles. Aquí es donde el procesamiento de datos podría reducirse a milisegundos.

Como la evolución lógica y la aceleración de la Era de la Información, el IoT transformará la forma de vivir y trabajar, gestionará recursos valiosos, ejecutará procesos de fabricación y operará las empresas y, sobre todo, creará y fomentará nuevas oportunidades económicas, pues, según algunas estimaciones, el impacto del IoT sobre el PIB mundial superará los 14 billones de dólares en 2020.

En este contexto, si bien los micro centros de datos podrían ser un nicho hoy en día, cada vez se volverán más omnipresentes, debido a que serán necesarios para facilitar esta conectividad sin precedentes.

Previous post

Siemens lanza software para construir edificios

Next post

Nueva Mesa Directiva del IMEI