En México, este sector se enfrenta a la tramitomanía y sobreoferta, sin embargo, el panorama es positivo, ya que las inversiones están activas

Fotografía superior: Javier Lomelín, director general de Colliers International y vicepresidente de BOMA Mexico, Blanca Rodríguez, directora de Finanzas y Capital de Grupo Marhnos; y Luis Gutiérrez, presidente de Fibra Prologis y Amefibra

Por Violeta Contreras, Fotografía: Rubén Darío Betancourt

Pese a la incertidumbre ocasionada por algunas medidas de la nueva administración gubernamental, el mercado inmobiliario del país continúa siendo atractivo para las inversiones extranjeras, coincidieron los especialistas a cargo de impartir la conferencia “Perspectivas y tendencias de los mercados de capital en el sector inmobiliario”, organizada por el IMEI.

Durante el encuentro, Blanca Rodríguez, directora de Finanzas y Capital de Grupo Marhnos; Luis Gutiérrez, presidente de Fibra Prologis y Amefibra; y Jorge Serrano, CFO de Fibra Danhos, dialogaron acerca del panorama financiero de la industria inmobiliaria en diferentes zonas del país, moderados por Javier Lomelín, director general de Colliers International y vicepresidente de BOMA México.

Entre los desafíos que enfrenta el sector, al menos en el rubro residencial, Blanca Rodríguez destacó que las ubicaciones predilectas se encuentran en la Ciudad de México. Sin embargo, les han afectado los cierres de ventanilla que ha habido desde la segunda mitad del año pasado en la realización de trámites para obras. Por ello, están explorando otros lugares para desarrollarse con más facilidad, como Guadalajara.

Por su parte, Luis Gutiérrez consideró que, para el sector industrial, las proyecciones de crecimiento son positivas, debido a que dependen de dos factores: manufactura y consumo. En el primero, la demanda “se ve sana” hasta ahora y seguirá así mientras la economía mexicana mantenga la misma tendencia. En el segundo, existen nuevos patrones de comportamiento como el comercio electrónico, pues la gente compra más en línea y el mercado es más “activo”.

Jorge Serrano advirtió que, en materia de desarrollo de oficinas y centros comerciales, su visión es “de cautela” al decidir si seguir o no adelante con los inmuebles en desarrollo. Esto porque, además de la demora en trámites, perciben “un mercado con algo de sobreoferta”. Ante esto, “la calidad de los inmuebles se vuelve clave para atraer a los inquilinos”.

El especialista en finanzas consideró que hay suficiente liquidez en el mercado inmobiliario para invertir en nuevos proyectos y recalcó que existen otras posibilidades de inversión como las Fibras.

Mientras que la directora de Finanzas y Capital de Grupo Marhnos resaltó que otras áreas de oportunidad son los desarrollos inmobiliarios basados en la movilidad sustentable, la inclusión y el modelo habitacional de uso mixto.

Acerca del autor

Periodista y humanista de tiempo completo. Lectora voraz de poesía. Aprendiz de todo. Egresada de la Universidad Nacional Autónoma de México. Mujer de sangre oaxaqueña, origen defeño y crianza mexiquense.

Artículos relacionados

Dejar una respuesta

Tu correo electrónico no será publicado.

shares